Leyendas infantiles cortas

Leyendas infantiles cortasCuenta esta leyenda que había dos familias, a cada una de ellas los dioses les proporcionó un envoltorio, como había armonía entre ambas eligieron cada una el suyo sin pelearse, la primer familia lo abrió y tenía frente a sí una piedra de esmeralda con todo el brillo dentro de sí, era preciosa, dentro de ésta parecía que pudiera verse el cielo, los pájaros, animales en general y muchas cosas como las olas del océano, pero en cambio la otra familia solamente encontró dos palos, sintió mucha envidia hasta que se dieron cuenta que con los mismos podrían crear fuego y así comer, vivir, calentarse y demás. En vez de pelearse por lo que les había tocado, decidieron en su lugar compartirlo, quien necesitaba fuego lo tenía y quien quería ver algo bello también podía hacerlo.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: