La piel del cocodrilo

Se dice que el cocodrilo antes tenía una piel hermosa, esta piel brillaba con cualquier clase de luz, él solamente salía de noche porque el sol era demasiado fuerte y la luna se reflejaba en su piel mostrando en dorado impresionante que todos los animales del bosque envidiaban. Llegaban a ver la piel del cocodrilo animales e insectos de todas partes que se quedaban mirando totalmente hipnotizados su andar. Con el tiempo, el cocodrilo estaba muy contento con el reconocimiento, pero se ponía triste de tener que esconderse bajo las aguas en el día.

El cocodrilo pensaba que si la luz de la luna se veía tan impresionante en su piel, la luz del sol entonces se vería aún más brillante todavía, sería como un Dios para los otros animales, por eso no lo pensó más y salió durante el día. Eran ciertos sus pensamientos porque ahora la atención que atraía era aún mayor, pero no solamente de noche, sino que durante el día también dejaba cautivo a cualquiera que lo mirara, incluso con mucho más fuerza y a más distancia.

cocodriloCada día se acercaban a mirar al cocodrilo que salía de noche y de día también, pero el tiempo pasó y el sol no le hizo nada bien a su piel. Lo que antes podía verse como un dorado maravilloso ahora era nada menos que un marrón opaco y este opaco se empezó a arrugar por culpa del sol directo que le pegaba a su piel. Antes los animales se quedaban plasmados con su belleza, pero ahora se escondían y le temían por su aspecto. Es esta la razón por la que los cocodrilos se van rápidamente a esconderse en el agua cuando alguien se acerca y solamente dejan ver sus ojos, ellos tienen mucha vergüenza de lo que eran y de lo que son ahora.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: